Después de 10 años en manga larga por autolesiones decide hacerse este precioso tatuaje, y los más de 40.000 me gusta se quedan cortos

Hay gente para la que no hace falta un gran motivo para hacerse un tatuaje… y hay otros para los que un tatuaje puede ser una forma de recuperar la autoestima y poder enfrentarse al mundo con una nueva actitud. Hace poco os contamos la historia de Wayne O’Toole, un hombre de Bristol que, cansado de un tatuaje tribal que se hizo con 20 años, le pidió ayuda al artista Ben Boston. Este reconocido tatuador internacional ha descrito todo el proceso en la página de Facebook de The Tattoo Studio, y es… simplemente alucinante.

Pero no se trata solamente de arreglar un tatuaje pasado de moda: también hay tatuajes que podríamos llamar “terapéuticos“, ya que tienen la función principal de ocultar la cicatriz de una herida. Por lo tanto, se trata de trabajos que no son solamente una cuestión artística, pero en los que juega un papel fundamental la imaginación de tatuador a la hora de elegir el dibujo que encaje a la perfección en la vieja herida.

El que compartimos hoy es obra de Celeste Vera, una chica que trabaja de tatuadora en Madrid y los veranos se marcha a hacerlo al Reino Unido. Estos días se encuentra en la ciudad de Swansea, en Gales, donde tatúa en el estudio Swansea Tattoo Lab.

El trabajo se lo realizó a una chica británica que hacía 10 años que no se ponía una camiseta de manga corta. Celeste le mostró un diseño con un libro, flores y pájaros que a la chica le encantó, y que le llevaría tres horas tatuar. La foto del antes y el después ha sido muy celebrado en las redes sociales, por razones obvias:

 

Una absoluta maravilla.

¿Qué os parece a vosotros? Contádnoslo en los comentarios.

 

Comentarios