Lo que un pretendiente de ‘First Dates’ obligó a hacer a Lidia ante los celos de Matías

En First Dates últimamente no dejan de superarse: en las últimas semanas hemos sido testigos de como la sobrina de Azúcar Moreno revolucionó el programa poniéndole morritos a Matías, y soltando la frase más sexual del programa… o del pretendiente que le soltó a su cita un comentario en los baños del plató-restaurante que dejó estupefacto a toda la audiencia del dating show de Cuatro.

Parece que el programa mantiene intacta su capacidad de sorprender… lo normal cuando se trata de un programa con esa audiencia y con ese seguimiento en las redes sociales. Lo mejor de todo es que gracias al programa, estamos aprendiendo un montón sobre cómo ligar en este mundo moderno. Por ejemplo, durante la cena de Nicolás y Laura aprendimos que intentar ligar con el personal del restaurante quizás no es la mejor forma de comenzar una citaespecialmente si el novio de la camarera está delante.

Y es que Nicolás, de 45 años, llegó al programa de Carlos Sobera pisando fuerte… quizá demasiado. No tardó en retratarse: nada más entrar en el restaurante, Nicolás instó a Lidia Torrent a que le tocará el corazón. “Te lo juro por mi vida, no sabía si era real“, aseguró.

La cosa no ha quedado ahí, ya que le cogió la mano de Lidia, y la puso en su corazón para que sintiera los latidos sin parar de “tirarle ficha.

Desde el primer momento se mostró como alguien muy seguro de sí mismo: hablando a cámara, además de presumir de su sinceridad y bondad, también lo hizo de su “Anaconda de 23 centímetros. Ahí queda eso.

De vuelta al restaurante, nuestro protagonista siguió intentando ligar con Lidia, ante la atenta mirada de Matías Roure, su novio.

Dame un abrazo, porque otra cosa no puedo, ¿no?“, insistió el comensal.

Suéltala que no se vuela, hermano“, le espetó Matías desde detrás de la barra.

Me imagino cómo está tu novio si existe“, dijo Nicolás, que no debía haber hecho los deberes antes de entrar en First Dates. “Pues mira, pregúntaselo a él“, le contestó Lidia señalando a su pareja…

Suéltala que no se vuela“, volvió a repetir un Matías a punto de perder la paciencia.

Cuando por fin fueron a presentarle a su pretendienta, le preguntó a Lidia “¿y cuándo hablamos más?. La camarera se quedó sin palabras y con cara de “tierra trágame.

Aquí tenéis el momentazo completo:

Al final, en la cita pasó lo que tenía que pasar. Aunque Laura vio con buenos ojos que Nicolás supiera planchar, al final pensó que hablaba demasiado sobre sí mismo y que no le dejaba participar en la conversación. ¿Resultado?

En las redes dejaron perlas como estas:

https://twitter.com/El_otro_tipo/status/942130791089360896

https://twitter.com/El_Voceras/status/942137009421848577

 

¿Qué os parece a vosotros? Contádnoslo en los comentarios.

 

Comentarios