Para esto sirve el agujero extra del cordón, ¿cómo te quedas?

Somos muchos los aficionados a salir a correr por la ciudad o por el campo, para conseguir mantenernos en forma o simplemente para relajarlos. Pero hay algo sobre nuestra herramienta principal —nuestras zapatillas de running— que no todo el mundo sabe

deporte-en-verano

Lo cierto es que cuando elegimos un equipamiento cómodo, reflectante y transpirable, los corredores a veces nos olvidamos de que la mayor medida de seguridad es atarse correctamente los cordones de las zapatillas.

Y precisamente para eso sirve ese agujero extra que tienen las zapatillas. ¿Confusos? No os preocupéis, que os vamos a explicar paso a paso cómo se utiliza:

En primer lugar hay que localizar la abertura.

zapatillas 1

Introducimos su correspondiente cordón por él.

zapatillas 2

No hay que apretarlo del todo todavía, dejamos una especie de lazada de unos 4cm de largo, esta operación se repite en los 2 lados de la zapatilla

zapatillas 3

Ahora introducimos cada cordón, cruzandolo por delante del empeine e introduciéndolo en la lazada contraria.

zapatillas 4

Estiramos los 2 cordones de forma que se queden atrapados entre sí, como en la fotografía.

zapatillas 5

Para terminar, solo tenemos que atarnos los cordones como lo haríamos normalmente y ya tenemos la zapatilla más sujeta que con la forma tradicional.

zapatillas 7

De esta manera podemos correr seguros y evitar que los cordones se desaten, e incluso puedan provocar una caída. Aquí tenéis un tutorial que os enseñará a realizar un sencillo nudo con bloqueo, usando también ese desconocido agujero que solemos dejar vacío:

¿Qué os parece a vosotros? Contádnoslo en los comentarios.

 

 

Comentarios