Una peluquera de mascotas está harta de que le pregunten por qué sus servicios son más caros que los de un estilista, y lo explica en un poster

Para mucha gente, lo de llevar a un animal al peluquero de mascotas es un extra opcional. Algo así como un tratamiento de lujo para sus peludos… que se soluciona dejando que el perro se dé un chapuzón en un río o lago.

Pero este no es el caso. Muchos peluqueros de mascotas ofrecen varios servicios de mantenimiento esenciales para la buena salud de tu mascota, como por ejemplo limpiarles ojos, orejas y culetes. Dicho de otra forma, partes que tu mascota no puede o quiere limpiarse él mismo.

Un divertido cartel encontrado en una peluquería de mascotas lo resume muy bien: hartos de que cuestionen sus tarifas, explican por qué su trabajo es mucho más concienzudo y exigente que el del típico estilista o peluquero que atiende a humanos.

Puede que después de leerlo aprecies mejor el trabajo que hacen. ¡Esperamos que te resulte tan interesante como a nosotros!

https://www.flickr.com/photos/aikos/8743329327/

10: Tu peluquero no te lava ni te limpia el trasero

A menudo, tu corte de pelo incluye champú y un masaje craneal si tienes suerte. Pero para una mascota, incluye champú por todo el cuerpo, recortar y limpiar el culo. Quizá sería incómodo que tu peluquero lo intentara.

9. No pasas 8 semanas sin bañarte o lavarte el pelo.

Los humanos solemos lavarnos y peinarnos el pelo regularmente, manteniéndolo limpio y con buen olor. No es el caso de las mascotas, aunque los gatos suelen hacer un buen trabajo. Pero los perros aparecen con el pelaje embarrado y enredado, y se tarda mucho en arreglar eso.

8. El peluquero no te hace “cortes sanitarios”.

Los peluqueros se centran exclusivamente en el pelo de tu cabeza. Tus pelos púbicos son tu problema. Si tu peluquero tuviera que acercarse a tus zonas delicadas tijera en mano, seguro que también te cobraría más.

7. Tu peluquero no te limpia las orejas.

De nuevo, esto es cosa tuya, tenemos herramientas y la habilidad de hacerlo nosotros mismos. Pero para las mascotas es algo importante que requiere paciencia y entrenamiento.

https://www.flickr.com/photos/libbydorazione/4580641300/

6. Tu peluquero no te limpia las legañas.

Muchas razas de perro tienen lacrimales superactivos que causan que se acumule la mucosidad, causando incomodidad y riesgo de infecciones. Estas legañas pueden ser bastante asquerosas, pero los peluqueros de mascotas se alegran de ayudar a tu peludo y limpiárselas.

5. Estás sentado y quietecito en el peluquero.

Imagina que en vez de sentarte y obedecer al peluquero en lo que te pide, no pararas de moverte y hubiera que sujetarte físicamente. Bienvenido al mundo de los peluqueros de mascotas, donde conseguir que el perro se siente es media batalla.

4. Tu corte de pelo no incluye manicura o pedicura

Si quieres algo así, vas a un sitio distinto y pagas aparte para que cuiden tus uñas. Sin embargo, los perros no tienen quien les haga eso en las patas, así que el peluquero de mascotas también se ocupa.

https://www.flickr.com/photos/libbydorazione/4580717580/

3. Tu peluquero solo corta y lava el pelo de tu cabeza

De nuevo, el pelo de axilas, pecho y demás no son cosa de tu peluquero, y lo que hagas con ellos es cosa tuya. Pero no para tu mascota y su peluquero, que se ocupa de los que le salen por tooodo el cuerpo.

2. No muerdes ni arañas a tu peluquero

Como muerdas a tu peluquero mientras trabaja, seguro que llamaba a la policía inmediatamente. Para los peluqueros de mascotas, esto es algo común y uno de los riesgos laborales. Cobrar un extra por este peligro es comprensible.

1. Es poco probable que te hagas caca en tu peluquero

Si vas al peluquero y sientes la llamada de la naturaleza, pides permiso y vas al baño. Puede que interrumpir el trabajo moleste un poco, pero no es nada comparado con trabajar con alguien que se acaba de cagar mientras haces tu trabajo.

https://www.facebook.com/barkTV/

El cartel es obra de la peluquera de mascotas Laura Gedgaudaite, que adora su trabajo, pero quiere explicar por qué es más duro de lo que cree la gente.

“La gente cree que me paso el día mimando a cachorritos adorables, pero no es cierto. Algunas razas de perro tienen un pelo largo que no para de crecer, así que les hace falta lavado, cepillado, corte y demás en su pelaje. Los dueños deberían cepillarlos todos los días, pero no siempre ocurre,” explicó.

“Se necesita mucha energía para manejar a un perro que no está calmado, sobre todo si es de raza grande. Pero si son agresivos o muerden, elijo no ocuparme de ellos y se los tienen que llevas a casa. Hay que tener fortaleza mental para hacer este trabajo, porque los perros sienten si tienes miedo o enfado, la adrenalina en tu cuerpo, y responden a ella. Así que aprendes a confiar más en tí misma con el tiempo.”

“Me alegra cuando hago un buen trabajo y el perro está limpio, adorable y fresquito. Si están enredados, es gratificante librarles de ello, porque les irrita la piel. Y me encanta la reacción de los dueños cuando ven a su perro limpio y guapo, y aprecian el trabajo que he hecho”, añadió.

Así que sé amable la próxima vez que visites al peluquero de mascotas. ¡Valen lo que cuestan!

Así respondió la gente ante esta divertida lista:

https://www.boredpanda.es/10-razones-peluqueria-mascotas-cara/

https://www.boredpanda.es/10-razones-peluqueria-mascotas-cara/

https://www.boredpanda.es/10-razones-peluqueria-mascotas-cara/

https://www.boredpanda.es/10-razones-peluqueria-mascotas-cara/

https://www.boredpanda.es/10-razones-peluqueria-mascotas-cara/

https://www.boredpanda.es/10-razones-peluqueria-mascotas-cara/

¿Qué te parece a ti?

Comentarios